Opinión

Debates, el fondo y la forma

El estudio postelectoral de enero-marzo de 2016, publicado por el CIS (Centro de Investigaciones  Sociológicas) a primeros de mayo tenía cuatro preguntas que en medio de los sondeos y pronósticos pasaron desapercibidas, pero no para los responsables políticos de las campañas electorales en los partidos. La pregunta 21 del cuestionario decía: “¿Siguió Ud. el debate […]

El estudio postelectoral de enero-marzo de 2016, publicado por el CIS (Centro de Investigaciones  Sociológicas) a primeros de mayo tenía cuatro preguntas que en medio de los sondeos y pronósticos pasaron desapercibidas, pero no para los responsables políticos de las campañas electorales en los partidos.

La pregunta 21 del cuestionario decía: “¿Siguió Ud. el debate celebrado en televisión entre Mariano Rajoy y Pedro Sánchez?”. Aproximadamente el 56’5 % lo siguió en todos o en parte, y otro 21%  tuvo referencias del mismo; el cuestionario seguía, “y por lo que vio o lo que oyó sobre el debate, ¿cuál de los candidatos cree Ud. que fue más convincente?” eran más los que consideraron que el candidato socialista había estado mas convincente que el conservador. Por poco, Pedro Sánchez ganó aquel debate.

La pregunta 22 seguía: “¿Y siguió Ud. el debate a cuatro entre Soraya Sáenz de Santamaría, Pedro Sánchez, Albert Rivera y Pablo Iglesias?” En ésta ocasión el 54,7% lo siguió en todo o en parte y un 16,2 aunque no lo vio tuvo referencias. El cuestionario seguía, “Y por lo que vio o lo que oyó sobre el debate, ¿cuál de los participantes cree Ud. que fue más convincente?” los mas convincentes fueron Pablo Iglesias, Soraya Sáenz de Santamaría, Albert Rivera y Pedro Sánchez. En ese orden.

Ahora cuando escuchamos los argumentos sobre participación en debates electorales, algunos de lo más peregrinos, está claro cual es el argumento de peso.  Desde el punto de vista informativo y de los electores, haría falta un debate a cuatro con los líderes como mínimo y otros, también a cuatro, sectoriales sobre economía, educación, política exterior, etc. Y, al menos un debate cara a cara entre los partidos con mayor representación en las últimas elecciones, o en el mejor de los casos, seis debates de dos en dos. Hay cruces duales que pueden ser de lo más interesante.

Jordi Ébole ya ha comprometido a Iglesias y Rivera a una segunda parte del encuentro que tuvieron en su programa “Salvados”, en diciembre. Promete ser de lo mas interesante. Bastante más que el anterior, me huelo.

Sending
User Review
0 (0 votes)

Antonio Balibrea

Sociólogo y periodista.

Comentar

Click here to post a comment

*

code

Patrocinadores

Pactos