Opinión

Mis diez dudamientos* de la semana

Fotografía: Photos for you (Pixabay).

Creo que era Menéndez Pelayo quien disponía por todos los rincones de la casa de recado de escribir, pues cuando se le ocurría alguna idea tenía que apuntarla antes de que se le fuera a algún rincón de su magín de donde le costaba rescatarla cuando fuera a necesitarla. Así que, casi siguiendo esta iniciativa, llevo unos días con lápiz y papel en el bolsillo, y si deambulando entre mis almendros y mimosas algo cabe registrar, lo hago. Y salen, brotan, estos dudamientos:

  • Uno. A mi amiga E.C. le han dado cita para el especialista en Reumatología en el Centro de Babel… ¡para mediados de febrero! Y me pregunto: ¿qué incidencia produce la pandemia actual en esta especialidad para que se produzca tal demora?
  • Dos. Y leo en Información que se van a producir oposiciones para cubrir plazas de médicos en la Sanidad pública valenciana. Casi doscientas en octubre y más de quinientas en noviembre. Y me pregunto: ¿alguna para reumatólogos? Ninguna.
  • Tres. La fiesta en la terraza de una residencia universitaria de Valencia ha arrastrado prácticamente al cierre de la Politécnica, abocando a sus 20.000 estudiantes a clases no presenciales. Y me pregunto: ¿han cesado ya a sus responsables?
  • Cuatro. En el citado colegio universitario se residencian unos 600 estudiantes, de los cuales parece que más de cien han contraído covid-19. Y me pregunto: si se confirma que asistieron a la fiesta (hay imágenes a porrillo)… ¿serán multados por las autoridades?
  • Cinco. Dejaron tiempo ha de repartirse mascarillas gratuitamente. En la primavera pasada ya hubo quienes, no encontrando o no teniendo para comprar, se las confeccionaba con retales caseros. Y me pregunto: cuando me cruzo con algunas de colores, dibujitos o florecitas… ¿realmente son válidas, porque disponen de algún filtro, o solo cubren ante posibles denuncias?
  • Seis. Leo que la Sanidad autonómica anuncia que a los mayores de 65 años nos llamarán por teléfono para convenir fecha para vacunarnos contra la gripe. Y me pregunto: ¿tienen mi número? ¿el fijo y el móvil? ¿los dos o ninguno?
  • Siete. Como no creo que los tengan, entro en la página web donde antes podías pedir cita previa con tu médico de cabecera. Veo que ahora sólo la puedes pedir telefónica. La pido. Me la conceden para dentro de diez días. Y me pregunto: ¿no podían haber habilitado un contacto sólo para citas de vacunación?
  • Ocho. Y leo que Sanidad ha convenido con los sindicatos médicos que los de primaria hagan una hora extraordinaria diaria, cobrando a 30 euros cada una. Y me pregunto: ¿con ese incremento horario ya podrán atender citas personales?
  • Nueve. Hace unos días he ido a la delegación de Hacienda en la plaza de la Montañeta. Con cita previa. En el acceso, en la calle, un guardia de seguridad, amable por cierto, y una cola de veinte personas que se organizan según la hora de cita. Veinte minutos. Hace buen día. Y me pregunto: en el mes de agosto, a pleno sol, ¿también te hacían esperar en la misma acera? Y si lloviera… ¿te dejarían un paraguas?
  • Y diez. Recorro varias calles del centro, y me cruzo con numerosos viandantes. Uno de cada diez, al menos, o no lleva mascarilla, o la lleva por debajo de la nariz. Lo nasal es lo más frecuente. Y yo me pregunto: ¿dónde están los municipales, los nacionales y los autonómicos? Es que no veo ni a los policías ni a los políticos.

(*) Ante quien dude razonablemente del uso de este palabro, efectivamente la RAE no lo recoge. Empero, para justificarme, copio aquí la definición de un diccionario encontrado, probablemente apócrifo, en internet: Dudamiento.  Sustantivo masculino. Es un vocablo que en la actualidad se encuentra desusado, se define como la acción y resultado de dudar o dudarse, la indecisión, incertidumbre o la desconfianza en varias alternativas o de dos juicios, razones ante una noticia, el problema o dilema que se propone para resolverla.

Sending
User Review
0 (0 votes)

Toni Gil

Comentar

Click here to post a comment

*

code

Patrocinadores