Reportajes

Las pensiones alicantinas, en el furgón de cola español

Las pensiones alicantinas en el furgón de cola español. Foto: PIXABAY
Las pensiones alicantinas en el furgón de cola español. Foto: PIXABAY

La cuantía de las pensiones alicantinas es de las más bajas de España y se sitúan muy rezagadas en el puesto 40 de las 50 provincias del tejido territorial. La pensión media alicantina es de 788 euros mensuales frente a los 909 del conjunto español. El componente de la economía sumergida de los asalariados alicantinos durante las épocas recientes y los bajos sueldos del sector turístico castigan ahora las prestaciones de los jubilados, en unos momentos de gran contención del gasto en la Seguridad Social por el déficit de cotizaciones desde que se inició la crisis.

Los datos del Ministerio de Trabajo de noviembre reflejan la alta precariedad de los 308.596 pensionistas alicantinos respecto a otras provincias como las vascas, Asturias, Navarra, Madrid o Valladolid, que superan los 1.100 euros, unos 400 euros mensuales más en sus nóminas a final de mes. 

La explicación de estas pagas elevadas se sustenta en el pago reglamentado de las cotizaciones de las grandes empresas bajo la supervisión de las centrales sindicales o comités de empresa durante todo el periodo de la Transición y las décadas de los 80 y 90. En el caso de Asturias hay que tener en cuenta que en esos años era el emporio del carbón y en las provincias vascas se concentraba la industria siderúrgica. 

La España rural

En el lado opuesto del sistema de Seguridad Social se encuentran los pensionistas alicantinos, que son los rezagados de clase por el “dinero negro” en los sueldos de las industrias tradicionales como el textil, el calzado, la alfombra o los servicios turísticos durante la época de bonanza en esas mismas décadas prodigiosas. Se encuentran por debajo de Alicante en las percepciones de jubilación cuatro provincias andaluzas (Almería, Córdoba, Granada y Jaén), donde el tradicional sistema de peonadas, el socorrido y controvertido PER para los jornaleros del campo con bajas cotizaciones, se traduce ahora en pagas escasas. 

 

Por abajo de Alicante se encuentran igualmente las provincias extremeñas, por el mismo significado contributivo que las andaluzas. También figuran en la cola otras provincias españolas con un alto componente agrícola y de minifundio (Lugo, Ourense, Cuenca, Ávila), cuyo sistema de cotización fue el de la cartilla agrícola, los populares cupones que pagaban estos trabajadores o trabajadoras sin derecho a paro. 

Los jubilados alicantinos cobran por debajo de la media nacional

Pero como todo hay en la viña del Señor, la peor parte de los jubilados alicantinos se la llevan las viudas o los viudos, que cobran un 60% de la pensión de su cónyuge. Así, nos encontramos que en el sistema alicantino las prestaciones de viudedad alcanzan la cifra de 79.036, cuya nómina mensual por perceptor se queda en 589 euros. Hay que contabilizar al mismo tiempo 12.094 prestaciones por orfandad, que hacen frente cada mes con una paga de de 332 euros. Algo mejor lo tienen los jubilados del régimen general, 193.119, que perciben de media 895 euros. 

El conjunto del sistema público español cuenta hoy con 9.458.366 pensiones contributivas. Más de la mitad, 5.774.824 concretamente, son por jubilación; 2.363.082 corresponden a viudedad;  941.558 a incapacidad permanente; 338.793 a orfandad y 40.109 a favor de familiares.

Economía sumergida

Al arraigado método del “dinero negro” hay que sumar el de los bajos sueldos imperante para entender las precarias prestaciones sociales alicantinas frente a otras provincias del mismo nivel económico o, en muchos casos, muy inferiores. Hay que destacar que hasta el estallido de la burbuja inmobiliaria, Alicante figuraba en el ranking español como la cuarta o quita provincia por el empuje de sus industrias, el turismo, las exportaciones o el desarrollo de su sistema financiero pilotado por la CAM y Bancaja. 

El dinero negro de los 80 y 90 devalúa las prestaciones

Eran los tiempos en los que Alicante se creía el apodo de “la California de Europa”, pero la realidad es otra. El último estudio de la Agencia Tributaria fija el salario medio anual español en 18.420 euros, una cantidad que se queda muy por encima de los sueldos de los 626.323 asalariados oficiales de la provincia de Alicante, que cobran 15.208 euros. 

Vuelve otra vez la sospecha de la economía sumergida en estas cifras, al mismo tiempo que se ha generalizado las pagas a los trabajadores de 500 a 600 euros por los teóricos contratos a tiempo parcial, que acaban haciendo una jornada de 40 horas semanales y que cotizan por 20 horas. Con el sistema actual, un trabajador con 37 años cotizados en un contrato a tiempo parcial cobrará la mitad de la pensión, ya que para percibir el cien por cien tendría que contabilizar 74 años de cotización y llegar a la edad de Matusalén.

 
Sueldos por los suelos

El turismo va bien, pero los sueldos en el sector se estrangulan hasta límites insospechados. El sueldo medio de los empleados que trabajan en la Comunidad de Madrid fue en 2014 de 24.576 euros, el más alto de todo el país y un 33,4% por encima del salario medio nacional, que se situó en 18.420 euros. Jaén y Huelva son las provincias de España donde los salarios son más bajos: 11.935 y 12.289 euros respectivamente, menos de la mitad del salario medio que se percibe en la capital, segúnla s estadísticas publicadas en la web de la Agencia Tributaria. 

Los sueldos actuales son de los más bajos de España

El salario actual alicantino sigue igualmente en el furgón de cola español (de nuevo el puesto 40 sobre 50 provincias) y únicamente es superior al de Cáceres, Badajoz, Cuenca, Ciudad Real, Málaga, Jaén, Huelva, Granada, Córdoba y Almería.

Además de Madrid, la única provincia española en la que se superan los 20.000 euros de salario medio anual es Barcelona (21.775 euros), además de la ciudades autónomas de Ceuta (22.397 euros) y Melilla (21.388 euros). Los elevados sueldos de Ceuta y Melilla en relación al resto de España se explican por el bajo número de trabajadores (menos de 30.000 en cada ciudad) y por el hecho que muchos empleados españoles cobran distintos pluses al ser destinados a estas ciudades ubicadas en el Norte de África. En las estadísticas no se incluyen los datos correspondientes a las provincias del País Vasco y de la Comunidad Foral de Navarra.

Inspecciones de trabajo

Los datos de la Inspección de Trabajo de 2015 ponen de relieve que Alicante sigue anclada en el sistema de economía irregul

ar, donde se realizaron 13.458 inspecciones y se detectaron 2.870 infracciones. En este apartado de infracciones sobre economía sumergida estamos en el tercer puesto español, detrás de Madrid y Barcelona, con 4.631 irregularidades en la primera y 3.459 en la segunda, aunque en estos casos hay que contemplar que se trata de provincias que triplican la población alicantina, así como la cifra de empresas y volumen económico. El importe de las infracciones en Alicante ascendió a 12 millones, 6,2 millones por no estar de alta en la Seguridad Social  a 1.747 trabajadores y 4,6 millones por 999 casos de irregularidades en las prestaciones de la Seguridad Social (empresas y trabajadores).

La economía sumergida es un parche de subsistencia, pero al final de la vida laboral se paga con creces. La fábula de “la cigarra y la hormiga” nos debe hacer recapitular sobre el sistema de pensiones. La cigarra era feliz disfrutando del verano y cantaba y cantaba. Mientras tanto, su amiga y vecina, una pequeña hormiga, se pasaba el día entero trabajando, recogiendo alimentos. La cigarra, al llegar el invierno, se encontró desprovista de alimento y acudió a pedírselo prestado a su vecina la hormiga. Ésta, temiendo no tener suficiente para ambas le negó el préstamo y le recriminó el haber pasado el verano holgazaneando en vez de haber hecho acopio de alimentos para la estación fría. 

Moraleja:el trabajo incesante de la hormiga se ve recompensado con la supervivencia y la despreocupación de la cigarra se paga con la vida.

Sending
User Review
0 (0 votes)

Alfredo Fernández

Comentar

Click here to post a comment

*

code

Patrocinadores