Suciedad vs sociedad

Toni Gil

 

Por TONI GIL

Suelo andar bastante por esta nuestra ciudad, y casi siempre oyendo radio con auriculares a bordo –como muchas otras personas con las me cruzo-, tratando de esconderme del lógico ruido que el tráfico rodado genera y que no critico cuando se sitúa en los límites establecidos. Pero no puedo aceptar, por razones obvias, el estruendoso volumen de algunos tubos de escape, generalmente de motocicletas de gran cilindrada; amén de ruido es de suponer que aumentan las emisiones de gases poco saludables.

Cruceros que van y vienen

Toni Gil

 

Por TONI GIL

En 1992, tras la fusión CAM-CAPA que dio origen a la “nueva” Caja del Mediterráneo, propusimos y llevamos a cabo un sorteo entre los clientes de un viaje en barco hasta Sevilla, para visitar la Expo. En realidad fueron tres: el primero partió desde Valencia, el segundo desde Alicante y el tercero desde Cartagena. Viajes Ecuador se encargó de la gestión de traer un barco adecuado para mar y rio –en su destino amarró frente al puente de Triana- y al chequear los costes que habíamos de asumir por tan singular empresa pudimos comprobar que los de atraque desde los tres puertos de salida eran sensiblemente diferentes: las tasas en Cartagena eran las menores, las medias los de Valencia y el puerto más caro resultó ser el de Alicante.

Carta a la inocencia

Manuel Mira CandelPor MANUEL MIRA CANDEL

 

Hace semanas que no trabajo en la nueva novela que llevo entre manos. No puedo. Estoy deprimido. Acabo de escuchar a compañeros en una tertulia de radio: todos confiesan estar enfermos de tristeza. Mi país, la querida España de Cecilia, mi querida patria, se cubre con un velo de melancolía. No sabe adónde dirigirse. Ante el mar, se ahoga contemplando en vano sus quinientos años de historia. Ante el aire, le quema el fuego provocado por agentes ruines e irresponsables.

10 euros y.

Toni GIlpor TONI GIL

 

Obsérvese detenidamente el titular, por favor.

Lleva un punto y final. Se trata de una mera provocación visual. He estado releyendo –a vuela pluma- los libros de estilo de "El País" y de Prensa Ibérica y no he encontrado norma que estipule que los titulares no se cierran con un punto y final, pero uno lo tiene aprendido desde muchos años atrás, y así lo suelo hacer… salvo en esta ocasión.

La derecha gana, Europa pierde

Antonio Balibreapor ANTONIO BALIBREA

Merkel gana, pero menos. La derecha gana, sin peros. Pasa del 41’5 al 53% de los votos. El gobierno de la gran coalición pierde. El SPD (Partido Socialista Alemán) ha obtenido los peores resultados de su historia, y otro tanto le ha sucedido a la CDU/CSU (Cristiano Demócratas Unificados / Social Cristianos Unificados). Podrían seguir gobernando en gran coalición, pero para el SPD significaría la ruina total: seguiría perdiendo votos por su izquierda en beneficio de sus antiguos correligionarios de La Izquierda -que siempre se opuso a las grandes coaliciones- o de Los Verdes, y por la derecha a beneficio de la CDU de Merkel.

El papel del periódico

por TONI GIL

Toni Gil

 

Recuerdo en mi niñez que el papel de los periódicos atrasados tenía muchos usos útiles –tanto o más que leerlos- o, como diríamos hoy, se reciclaba positivamente. Por ejemplo, servía para envolver los bocadillos que nos llevábamos al colegio o al instituto, y también se utilizaba para secar los cristales una vez enjabonados y enjuagados, especialmente por los lavacoches artesanos.

Barrer la casa

Toni Gil

por TONI GIL

La sabiduría popular tiene mucho que enseñarnos, aun en estos tiempos. El otro día fui testigo de un comentario entre dos señoras en una carnicería de Agost, mientras una de ellas se justificaba por estar comprando más viandas de las que, quizás, iba a necesitar:

-Cuanto tienes la casa barrida, nunca vienen las vecinas…

Y respondió su interlocutora:

-Y cuando no barres, vienen de visita…

No entiendo y acuso

Manuel Mira Candel

 por MANUEL MIRA CANDEL

Siempre pensé que la libertad de prensa, base de la democracia y de la libertad, gozó con Adolfo Suárez de su máxima expresión. Lo viví y por eso lo digo. No opino. Sé. Cualquier desliz político en las instituciones encontraba la oportuna repulsa en los medios, sobre todo los medios escritos. Periódicos como El País o Diario 16 eran referentes de la libertad en la medida en que eran referentes contra las arbitrariedades en las que incurría el Gobierno, el Parlamento, el político de turno.

¡Dios, cuánta añoranza!

Paco García-Hortal

 

 

por PACO GARCÍA-HORTAL. Ex-bidirector del Aeropuerto de Alicante

 Santiago de Compostela, 25 de julio de 1982. Durante un almuerzo en el Hostal de los Reyes Católicos presidido por el Rey Juan Carlos I, y siendo director del aeropuerto de Santiago de Compostela, recibo la orden de hacerme cargo del aeropuerto de Alicante antes del día veintinueve. Tengo que recibir, en Alicante, al ministro Luis Gamir…*

Las zetas socialistas

Toni Gil

 

 

por TONI GIL

Aunque suene a denominación de banda pandillera –nada mas lejos de mi ánimo- nos encontramos ahora en una confrontación aparentemente interna de partido, en la que tres zetas –Díaz, López y Sánchez, por puro orden alfabético- ofertan sus ideas a los militantes para que a uno de ellos le aúpen al sillón de secretario –o secretaria- general.

 

Periodismo de adicciones, una gran responsabilidad

Mireia Pascual

 

por MIREIA PASCUAL

 

La adicción es esa enfermedad que sufren miles de personas y que es vista como un vicio y como una debilidad moral por la sociedad.  Los prejuicios y los tabúes entorno a la misma se consolidan, por desgracia, por parte de algunos periodistas y medios de comunicación que parten de esa premisa y tratan las adicciones desde un prisma que nada tiene que ver con la realidad. La adicción es un problema de salud que afecta principalmente a tres vertientes de la persona: la parte biológica, la psicológica y la social. Las tres están estrechamente relacionadas y cuando una de ellas está afectada, con el tiempo, seguramente acabe afectando a todas ellas.

 

A grandes bancos, menos sucursales

Toni Gil

 

por TONI GIL

 

El 24 de marzo un antiguo colega me comenta, medio indignado, que el Banco Sabadell va a cerrar la sucursal de su pueblo, Orcheta, y que se están organizando de alguna forma los clientes para protestar; me añade que también la de Relleu y Sella. Pocos días después leo en "Información" que Tárbena también pierde la oficina bancaria.